• Reportan Clonación y robo de dinero de tarjetas de crédito en Acapulco




     Luego de múltiples reclamaciones sobre fraudes en cajeros automáticos  de Banamex en Acapulco, el banco informó que hasta ayer se tienen detectados cerca de 600 casos de usuarios cuyos depósitos fueron saqueados.

    La institución bancaria informó que el fraude se dio  en dos cajeros ubicados en un Walmart del puerto y que el número de clientes afectados se calcula por las  operaciones que se pueden realizar en dos horas.

    De acuerdo con las primeras investigaciones, los afectados son principalmente empleados de Guerrero, a quienes se les deposita sus salarios electrónicamente  y turistas que visitan el puerto por las vacaciones de Semana Santa.

    “Fue una clonación de tarjetas en recintos de terceros, realizado con skimmers, estos aparatos que insertan los delincuentes de manera ilegal en las ranuras,  que leen y copian la información de la banda magnética de los plásticos, para luego usarlos clonados y sacar dinero del cajero”, comentó Ángeles Meraz, subdirectora de Comunicación de Banamex.

    El banco está respondiendo a todos los clientes que pudieron haber sido defraudados en estos cajeros, afirmó la vocera.

    Banamex dijo que regresará el dinero saqueado de los efectados. Sin embargo, aclaró que para aquellos que no son sus clientes, el banco emisor de las tarjetas deberá realizar una investigación conjunta para reponer los fondos robados.

    Sobre los montos, el banco informó que no se puede dar una cifra exacta de cuánto se perdió y el total de los afectados, pues se siguen recibiendo quejas.

    “Posiblemente en dos semanas, que se espera lleguen más inconformidades, se tengan los números”, dijo Meraz.

    Clonan 600 tarjetas

    Alrededor de 600 usuarios de dos cajeros de Banamex ubicados en un Walmart de Acapulco, Guerrero, fueron víctimas de defraudadores, quienes clonaron sus tarjetas de crédito y débito a través de los llamados skimmers.

    El número de clientes afectados se calcula, según voceros de Banamex, por el número de operaciones que pueden realizarse en aproximadamente dos horas en estos dos cajeros, tiempo en que según la institución financiera fue lo que tardó en llegar su personal al punto de ataque, luego de que sus sistemas los alertaron del fraude.

    “Fue una clonación de tarjetas en recintos de terceros, realizado con skimmers, estos aparatos que insertan los delincuentes de manera ilegal en las ranuras y que leen y copian la información de la banda magnética de las tarjetas, para luego usar plásticos clonados y sacar dinero del cajero”, comentó Ángeles Meraz, subdirectora de Comunicación de Banamex.

    Según la vocera, el banco está respondiendo a todos los clientes que pudieron haber sido defraudados en estos cajeros, a través de sus sucursales en Acapulco, para, en caso de ser afectados, obtener como máximo seis mil pesos como “abono condicionado” en máximo 48 horas.

    Después de ello, se realiza una investigación de 30 días para saber si realmente fueron afectados y, en su caso, hacer el abono permanente, o retirar lo condicionado de la cuenta a manera de recuperación, si alguna persona trato de engañar al banco.

    Vale señalar que los que reciben este abono son sólo los clientes de Banamex, ya que los afectados de otras instituciones financieras deben acudir a sus bancos, para que sean ellos los que realicen la intermediación y se les recupere el saldo perdido.

    Banamex se hará responsable de todos los afectados, aunque no sean sus clientes, pero ya depende de cada banco realizar el trabajo de investigación conjunta para regresar el dinero a los cuentahabientes.

    “Hasta el momento no podemos dar una cifra exacta de cuanto se perdió y el total de los afectados, pues se siguen recibiendo quejas. Posiblemente en dos semanas, que se espera dure el proceso de obtención de inconformidades, se tengan los números”, dijo Meraz.

    Las tarjetas, según los voceros de Banamex, no han sido usadas para pagar en otros lugares, pues cuando se detectó que fueron clonadas, se mandó la alerta y se bloqueo el código, aunque para ello pasaron unos minutos, que es cuando fueron utilizados por los delincuentes para extraer recursos de los cajeros.

    Meraz asegura que gracias a la inmediatez y a los niveles de seguridad que tiene el banco, desde el lunes a ayer se han recibido menos de cien reportes por parte de sus clientes.

    “Reitero que pueden ser hasta 600 tarjetas las afectadas, aunque pueden ser menos. Ése es el promedio que estimamos por el número de operaciones que se pueden realizar en ese lapso de tiempo en que estuvieron los skimmers instalados”, agregó.

    Para efecto de las reclamaciones que el banco pudiera recibir por este hecho ocurrido el pasado sábado, ayer amplió su horario de atención en sucursales e informó que el sábado 30 de marzo las sucursales Costa Azul, Acapulco, Diamante y Progreso, permanecerán abiertas de 9 a 16 horas.

    Fuentes cercanas a las investigaciones aseguraron ayer a Excélsior que ya se tienen las cintas de grabación de Walmart, y que posiblemente sea una banda de venezolanos los delincuentes.

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

     
    El Tiempo en Acapulco De Juárez