• Dan “libre paso” a fusión Televisa-Iusacell




    El Décimo Tribunal Colegiado en Materia Administrativa desechó en definitiva la demanda de amparo promovida por la Asociación Mexicana del Derecho a la Información (Amedi) para impugnar la concentración Televisa-Iusacell, autorizada en junio de 2012 por la Comisión Federal de Competencia (CFC).

    Dicho tribunal federal resolvió que la Amedi presentó fuera de tiempo la demanda para cuestionar la decisión de la CFC, por la cual Televisa pudo concretar la compra del 50% de las acciones de Iusacell.

    El tribunal rechazó argumentos de la Amedi respecto a que el plazo debió contarse a partir del 19 de junio de 2012, que fue cuando Televisa y Iusacell manifestaron que aceptaban las condiciones impuestas por la CFC.

    De acuerdo con información del órgano antimonopolios, las empresas entregaron un solo documento en el cual dan por aceptados los condicionamientos que impuso la autoridad para evitar el riesgo de colusión.

    El 24 de enero de 2012, el Pleno del órgano antimonopolios, presidido por Eduardo Pérez Motta, resolvió negar su aprobación para que Televisa adquiriera el 50% de las acciones de Iusacell por un monto de mil 565 millones de dólares en deuda convertible y 37.5 millones de dólares en capital.

    La CFC argumentó que en los términos planteados por las empresas, la concentración no se reducía a una coinversión en Iusacell, sino que inducía casi forzosamente la coordinación entre ambos grupos económicos en todos los mercados en los que coinciden.

    Ante ello, las empresas interpusieron por separado recursos de reconsideración el 19 y 15 de marzo de 2012.



    0 comentarios:

    Publicar un comentario

     
    El Tiempo en Acapulco De Juárez